Agencia de inbound Marketing y Comunicación en Malaga: iMeelZ

10 Errores comunes de las empresas en redes sociales

10 Errores comunes de las empresas en redes sociales

To be or not to be… Esa es la cuestión… Y así es para muchas empresas. Son muchas las marcas que a día de hoy se preguntan si es necesario estar presente, o no en las redes sociales, esto a pesar de la infinidad de estadísticas y estudios que afirman la importancia de ellas y como puede influir en la decisión de compra de los usuarios. Echemos un vistazo…

Según un estudio realizado por DigitasLBi a nivel internacional, la credibilidad de los medios de comunicación social como una ayuda comercial a la hora de tomar una decisión de compra está creciendo a pasos agigantados.

Más de la mitad de los consumidores encuestados, es decir un 52% afirmó que Facebook influye en sus compras online y offline. El año pasado esta cifra era de un 36%. Este dato da un visión general de la importancia que tienen las redes sociales, hoy en día, en el proceso de compra de nuestro cliente potencial. Recordermos, además, que redes sociales como Facebook tiene 1350 millones activos en todo el mundo y 17 millones en España. Es decir ni en los sueños más ambiciosos podría tener acceso a tantos usuarios cualquier empresa utilizando un medio de publicidad tradicional. ¿Aprovechamos la oportunidad?

Una vez teniendo claro lo importante que es estar, hay que tener muy claro, que no vale solo con eso, hay que trabajar y hacerlo bien. Por eso, hoy vamos a contaros 10 errores comunes que suelen cometer las empresas en las redes sociales:

 

  1. “Esto de las redes sociales no me interesa”

Quizás tú decidas que tu empresa no tiene por qué estar presente en las redes sociales, pero recuerda que tus clientes y tu público objetivo sí lo están, y que no te quepa duda que hablan de ti y lo harán cada vez más en el futuro.  Es decir, si decides no estar presente en las redes sociales, estarías, por una parte, desaprovechando una oportunidad de oro como hemos comentando anteriormente, y por otra, estarías “desoyendo” lo que se dice de tu empresa y de tus productos y /o servicios, algo que sin duda y aún sin saberlo puede ser enormemente perjudicial para tu compañía. En resumidas cuentas, hay que estar, y además es fundamental contar con una estrategia elaborada por profesionales para conseguir en el periodo de tiempo establecido los objetivos establecidos.

  1. Abrir perfiles en todas las redes sociales

Estar no significa necesariamente tener que estar en todas y cada una de las redes sociales habidas y por haber. Este es uno de los errores más comunes . Es necesario estudiar y analizar todas las redes sociales, así como a tu público objetivo para saber qué red te interesa y cuál no. Recuerda no se trata de cantidad, se trata de calidad.

  1. Tener perfiles abandonados

Este es otro error común que comenten muchas empresas como consecuencia del punto anterior. Cuando hemos analizado y estudiado las redes en la que queremos estar presentes y hemos diseñado una estrategia acorde, tenemos que tener claro,  que debemos generar contenido de calidad. Algo que se traduce en horas de trabajo. Teniendo en cuenta nuestros recursos tenemos que ser coherentes y saber cuánto podemos abarcar. Tener perfiles inactivos equivale a no tenerlos, o lo que es peor, a dar una imagen de abandono como empresa. Ante eso. es mejor abarcar menos. Reiterando lo anterior: Calidad antes que cantidad.  

  1. Hacer spam

Las redes sociales no son un punto de venta. Las redes sociales están formadas por personas como tú y yo, con inquietudes, ganas de información útil, interesante y original. Es decir, no se debe NUNCA utilizar las redes a modo publicitario hablando únicamente de tu producto o servicio. Esto acabaría por cansar a tu comunidad y provocaría el efecto contrario. Debes generar contenido interesante para tu comunidad. Mi consejo, no intentes vender, dirígete al corazón de las personas.

  1. Pensar que el impacto será inmediato

Los resultados de una correcta estrategia en redes sociales conllevan su tiempo. Se trata de ir creciendo poco a poco, a través de la generación de buen contenido para finalmente ganarte la confianza de los usuarios y que se conviertan en tus clientes. Roma no se hizo en dos días ni tampoco tu estrategia en redes.

  1. Ser unidireccional

Las redes sociales son un canal de comunicación, y como veíamos cuando éramos “más jóvenes”, eso implica que tiene que haber un emisor, un receptor, un canal y un mensaje. Es decir, y en resumidas cuentas, una conversación. Debido a esto es muy importante interactuar con tu comunidad, hacerles partícipes, responder a sus preguntas y/o comentarios, etc. Imagina que la red es un gran café por donde las personas pasan para tener un momento agradable rodeado de otros. Pues esto adaptado al mundo virtual es ni más ni menos una red social. Un sitito “para charlar”.

  1. Hablar el mismo idioma en todas las redes

Y volviendo al ejemplo del bar anterior, alguien dijo que Facebook es como un bar de amigos, Twitter la plaza del pueblo y Linkedin la máquina de café de tu empresa. Y así es!

Igual que no hablarías con tu mejor amiga o amigo como hablas con tu superior, tampoco debes hacerlo en las redes sociales. Ahí radica la importancia de conocer “al dedillo” cada una de las redes sociales y su idioma. Esta es la única forma para alcanzar los objetivos de tu estrategia en redes.  

  1. No usar imágenes y/o vídeos

La demanda de contenido audiovisual sigue creciendo y parece no tener límite. En relación al formato estrella y de moda, el vídeo, 100 millones de internautas en todo el mundo buscan este formato en portales como Youtube.  Pero, a pesar de que esta plataforma sigue siendo el líder indiscutible en lo referente a los vídeos online, el papel  de redes sociales como Facebook en ese campo está creciendo a pasos agigantados. En concreto el año pasado se produjo un incremento del 75% de los vídeos publicados en Facebook a nivel mundial. Además, la empresa ha desvelado que desde junio del año pasado se contabilizan más de 1.000 millones de vídeos vistos a diario. Datos que pueden hacer salivar a cualquier empresa. En relación a las imágenes, más de lo mismo. Es tal la importancia de las imágenes en las redes sociales que, por ejemplo si a nuestro tuit en Twitter lo acompañamos de una imagen, las posibilidades de que sea retuiteado aumenta un 159%, nada más y nada menos.

  1. No analizar los resultados

Este es quizás el problema más común de muchas empresas. ¿De qué sirve llevar a cabo una estrategia en redes, si no analizamos los resultados? Para alcanzar nuestros objetivos es necesario estudiar y analizar qué estamos haciendo bien y qué podemos mejorar, algo que sin una correcta interpretación de los datos, sería imposible.  Es decir, establecer una metología que mida el ROI de tu estrategia en redes. Sin feedback no avanzamos, ni mejoramos…

  1. No contar con un profesional que desarrolle el trabajo

Y por último, me gustaría dar una gran importancia a este punto. Quizás sea el fácil e universal acceso a las redes sociales por lo que, en la actualidad, se crea comúnmente que cualquiera puede llevar a cabo una estrategia en redes sociales, o lo que lo es lo mismo que cualquiera puede ser Community Manager o Social Media Manager si hablamos de estrategia. Pero recordemos, “postear”, compartir o tuitear no es estrategia ni convierte a nadie en un Community. Todos hemos oído esta frase alguna vez: Las redes sociales me las lleva mi hijo, es un crack del Facebook”. Error!!! Debemos pensar que la persona que lleve las redes será el encargado de prolongar la imagen de nuestra empresa en las redes, y de gestionar nuestra comunidad de clientes, no se trata solo de querer, se trata también de poder y si queremos hacerlo bien debemos confiar en profesionales. Recuerda, lo barato siempre sale caro…

feedly-follow-rectangle-flat-small_2xTextos: Melania Guijarro

Esta entrada tiene un comentario

Deja un comentario

Cerrar menú

Suscríbete A nuestro Newsletter

¿Te interesa lo que escribimos? Suscríbete a nuestro Newsletter y recibirás la información qye más te interesa en tu correo. Nosotros somos inbound, no molestamos. Máximo un correo al mes